Las ciudades invisibles y las matemáticas de Miquel Albertí

revista-completa-suma-revistas-de-matematicasTiene Italo Calvino una obra divina (tiene varias, pero no tan divinas) que se llama “Las ciudades invisibles”. Se trata de una recopilación de descripciones de ciudades imaginadas que Marco Polo le describe al rey de los tártaros Kublai Khan, pero que esconden en realidad diálogos sobre esos grandes temas de la humanidad, como la muerte, el deseo, la memoria… Confieso que durante años ha sido uno de esos libros releídos y regalados, a pesar de ser un libro que se publicó cuando yo sólo tenía un año.
Descubro sorprendida que Miquel (Albertí), uno de los profesores del departamento de matemáticas donde estoy ahora, ha escrito una serie de artículos en la revista Suma que justo se titulan así, y se basan en las ciudades que le describe Marco Polo, pero profundiza en temas matemáticos. La excusa me parece fascinante. Por si queréis ojearlas, aquí están las que he encontrado (os enlazo al pdf del artículo, pero también indico el número de revista, por si preferís buscarla en papel):

Y el libro de Calvino en pdf

Miquel se jubila este año. Maria va a tener la suerte de tenerlo unos meses como profesor de matemáticas. Ha ideado una actividad (compartida con los de Visual y Plástica) dentro de un proyecto llamado Insitu que seguramente desaparecerá con él, en que los alumnos han de bajar al patio y abrazar árboles. La excusa del abrazo es entender el concepto de perímetro (el perímetro del árbol está contenido en tu abrazo, o no, dependiendo de tu envergadura). Luego hay una serie de actividades que desarrollaran a partir del abrazo, pero estoy segura que durante toda su vida Maria recordará aquel profe de mates que los sacó al patio y les hizo abrazar árboles. No puedo evitar emocionarme cuando lo escucho. Tengo claro que los alumnos necesitan que los motivemos, pero los profesores necesitamos compañeros como él, que nos hacen volver a plantearnos por qué escogimos esta profesión habiendo podido escoger cualquier otra. Y a mí me hace recordar por qué me gustan tanto las matemáticas.